Ante la innegable evidencia del cambio climático, cada día son más los ayuntamientos y administraciones que están anunciando medidas para mitigar los efectos catastróficos del turismo descontrolado sobre el medio ambiente.

Algunos han anunciado nuevas tasas, aumentos sobre las tasas en los transportes que generan más emisiones de carbono, limitar el número de vuelos en los aeropuertos en los que tienen competencias… A mi modo de entender son medidas que pueden ser buenas, pero que en todo caso son medidas complementarias y que parecen más orientadas a que viajemos menos, que no a promover un turismo responsable, lo que al final supone menos intercambio cultural y un retroceso en el avance hacia una sociedad más sabia, más justa y con más oportunidades para todos.

En el otro lado de la balanza, hay una tendencia creciente entre algunos players del sector turístico, que han entendido la necesidad por parte de millones de consumidores de poder seguir viajando de forma sostenible.

Es el caso de KLM que desde 2009 lleva desarrollando su Corporate Biofuel Programme y que hoy en día ya les permite hacer un vuelo diario de Amsterdam a Los Angeles utilizando biocombsutibles.

Travalyst una iniciativa liderada por el Príncipe Harry, pretende poner en relieve los efectos del exceso de turismo en países en vías de desarrollo y ofrece una plataforma en la que compañías privadas pueden conectar con ONG’s, activistas y gobiernos para desarrollar un turismo más sostenible colaborando en proyectos que ayuden a las comunidades locales.

Natural Habitat Adventure, compañía leader en ecoturismo ha anunciado la primera Zero Waste Adventure en 2019. Un safari de 7 días para 14 personas por el Parque Nacional de Yellowstone. La compañía promete que toda la basura generada por los viajeros a lo largo de los 14 días podrá ser recogida en una pequeña caja de cartón.

En todo el mundo, cada vez más consumidores exigen que las compañías hagan lo correcto y el aspecto medioambiental, es evidentemente una de las mayores preocupaciones colectivas. Si no entendemos este cambio, y creemos que todo va a caer de la mano de las regulaciones que impongan las administraciones, aquellos productos o servicios que ofrecemos van a quedar fuera de mercado.

¿Así que, cómo crees que tú que podrías ayudar a tu compañía a dar el primer paso hacia una transición verde?

Copyright © Vertigo Barcelona 2018. All rights reserved.